dilluns, 1 de juliol de 2013

EL COMPROMISO DE SIMON NKOLI.

A pesar de la larga tradición homosexual de África, este continente en las últimas décadas se ha destacado por su feroz persecución de las personas LGTB. Sudáfrica es una excepción, su constitución proclama la igualdad de derechos y la no discriminación para las personas gais, lesbianas o transexuales.  Conocieron las consecuencias del odio racial y entendieron, como en ningún otro país, las consecuencias del odio homofóbico. Simón Nkoli con el apoyo de Nelson Mandela ha tenido mucho que ver.



Simon Tseko Nkoli fue un activista anti-apartheid, defensor de los derechos de gais i personas VIH+ en Sudáfrica. Fue en la cárcel donde empezó a luchar por los derechos humanos, especialmente por la igualdad de derechos LGTB, logrando la implicación del Congreso Nacional Africano. Más tarde fundó CLOW, asociación que fue fundamental en el reconocimiento de los derechos de los homosexuales en la Constitución de su país, siendo éste el único de África que reconoce la igualdad de derechos. Para él la lucha por los derechos gais o contra el “aparheid” eran dos formas de luchar contra la emancipación.

Nkoli (1951.1997) nació en Soweto, en el seno de una familia de habla hispana. En 1984 fue detenido por la policía y fue condenado a muerte por "traición a la patria". En 1988 salió en libertad. Es entonces cuando fundaba el GLOW (Organización de Gais y Lesbianas de Witwatersrand). Su gran credibilidad y prestigio ayudó que muchas de sus tesis fueran recogidas tanto por su partido, como por la nueva Carta Magna que fue la primera Constitución en la que aparecen protegidos los derechos de los homosexuales.




No fue fácil conseguirlo, al principio muchos dirigentes del Congreso Nacional Africano se oponían, la misma Winnie Mandela quería salvar a los jóvenes de las garras de la homosexualidad contagiada por los blancos. Nelson Mandela le apoyó efusivamente y se logró incorporar este párrafo: “El estado no podrá discriminar injustamente, ya sea directa o indirectamente, a ningún individuo por razones de raza, género, sexo…u orientación sexual...”  Sudáfrica ilegalizó la discriminación en su propia Constitución.  Fruto de ello en el 2006 se legalizaba el matrimonio igualitario.


También fue uno de los primeros hombres africanos en anunciar públicamente que era homosexual y seropositivo, organizando un grupo de personas con VIH+ con sede en Johannesburg: el “Forum de hombres gais por la salud”. Tras 12 años conviviendo con el virus, en 1998 fallecía víctima del sida. Amsterdam le dedicó una calle, San Francisco celebra el día de Simon Nkoli.

Gracias a sus archivos y al enorme material dejado tras su muerte, en el 2003 Robert Colman puedo elaborar un emotivo documental, Simon & I ,  en el que se nos narra su vida. Su compromiso con los derechos humanos, su activismo pro-igualadad de derechos o su lucha contra el estigma del VIH han hecho de él un referente para todos los activistas por DDHH en el mundo.



Mas información:




Això no és África: http://aixonoesafrica.tumblr.com/

1 comentari:

  1. Personas que han sabido luchar y defender aquello en lo que creían y era justo. Cada vez necesitamos más gente así, y cada vez parece que hay menos.

    ResponElimina