dimarts, 7 de juny de 2011

EL HUMOR EN TIEMPOS DE AUSENCIA DE LIBERTAD. (I)

Al final de franquismo la dureza de la censura hizo que proliferaran revistas de humor en las que se podía burlar la censura con mas facilidad. Los secuestros de periódicos diarios o revistas estaba al orden del día. Triunfo, Cambio 16 o el Diario de Barcelona fueron claros ejemplos de la intolerancia imperante. La Vanguardia fue amenazada de cierre al informar sobre el golpe de estado de Pinochet en Chile, el gobernador civil autor de las amenazas, Tomás Pelayo Ros, era compensado con la Delegación Nacional de Deportes en sustitución del falangista Juan Antonio Samaranch.

En marzo de 1972 aparecía "El hermano lobo", algunos de sus colaboradores procedían de la revista "La codorniz" que estaba en franca decadencia. Impulsada por Chumy Chumez, contó con dibujantes como Perich, Forges o Manuel Summers o escritores como Manuel Vicent, Francisco Umbral o Vázquez Montalbán.



Los lobos aullando o la frase "muchos lobos" se hicieron célebre gracias a esta revista de humor.


A partir de 1974 empezó una salida progresiva de colaboradores hacia la revista Por Favor, en 1976 cerraba definitivamente. El hermano lobo dejaba de aullar.













En marzo de 1974 aparecía la revista "Por Favor". En ella colaboraban humoristas como Forges, Perich, Cesc o Máximo, junto a periodístas como Martí Gómez, Josep Ramoneda, Campo Vidal,  Maruja Torres o escritores como  Manuel Vázquez Montalbán o Juan Marsé.


En el cuarto mes de vida, Por Favor fue castigado con cuatro meses de suspensión y 250.000 pesetas de multa, la pena máxima que contemplaba la Ley de Prensa. Las sanciones, suspensiones, secuestros (números 18, 35, 55 71, 72 ...) y expedientes se sucederían en la azarosa vida de la publicación. Cuando la revista era suspendida, la redacción confeccionaba una publicación alternativa que continuaba saliendo cada semana, con otro nombre: Muchas Gracias.






 La revista cerró en 1978 tras ser comprada por la editorial Planeta, varios de sus miembros recibieron el premio Planeta en años sucesivos, pero lo que no logró la dictadura se consiguió cerrar durante la transición.



Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada