dimecres, 15 setembre de 2010

PERSIA Y LA HOMOSEXUALIDAD

Durante siglos la homosexualidad se vivió de una forma natural en Irán. El mundo islámico y en especial el chií permitió su presencia. Muchos padres permitian y favorecian que sus hijos  se iniciaran en la sexualidad con otros jovenes feminizados.

Uno de sus mas poderosos lideres, el Sha Abbás I fue representado de forma claramente amorosa en numerosas miniaturas con sus pajes. (Sha con paje, 1627, Museo del Louvre)

Sha con paje.
Aunque el islam también condena la sodomia, la moral sexual era menos estricta con este tema, siempre y cuando se realizara en privado. La práctica de la pederastia era corriente durante el  Califato Abbasí.  Los historiadores han apuntado que el interés por el contacto con los muchachos se incrementa paralelamente a medida que se van haciendo más estrictas las normas de protección e internamiento de las mujeres en el ámbito doméstico.Durante esta época encontramos referencias a las relaciones pederastas masculinas en la poesía y la pintura desde las tierras de Al Andalus hasta la India.



En los países musulmanes, famosos poetas árabes e iraníes, tales como Hafiz i-Shirazi y Abu Nuwas loaron y maldijeron a la vez las bellezas de los jóvenes (a los que a veces emborrachaban para seducirlos).


Desde la India hasta Turquía intentaron encontrar a Alá en la belleza de jóvenes imberbes. Los escritores inmortalizaron historias de amor homosexual en Las Mil y Una Noches. Hubo artistas tales como Riza i-Abassi, que deleitaron a reyes y príncipes con miniaturas y caligrafías persas exquisitamente trabajadas. Los mulás y los censores se revolvieron contra estas historias de amor entre homberes, pero éstas eran celebradas por hombres de todos los extractos de la sociedad, desde califas a porteadores, y todos deseaban ser servidos por "chicos de juventud eterna, tan bellos como las perlas" (ghilman)cuando llegasen al paraíso.


Al igual que en Japón a finales del siglo XIX la presencia occidental en Persia inició la persecución de cualquier forma de representación de la homosexualidad.

Savir, uno de los lugartenientes del famoso monarca mogol Akbar de la India, fue uno de sus comandantes más fieros en el combate. Sin embargo, toda su vida huyó como cobarde cuando una mujer le montaba asedio. El guapo Savir tuvo por lo menos 56 amantes, todos ellos más jóvenes, y cuando fue rechazado por uno de ellos se suicidó a la edad de 70 años.(/http://blogdeantinoo.blogspot.com/2010/12/guerreros-y-amantes-gays-ii.html)


Los ghilman eran una especie de esclavos sexuales. La mitologia los situa en el Paraiso al que llegaban célibes para satisfacer los deseos de los musulmanes justos.
En la tierra estaban al servicio de sultanes o generales. Generalmente eran eunucos.
Los dos amantes. Riza-i AbbasiAño: 1630. Iran

En el mundo islamico muchos padres preferian que sus hijos se iniciaran sexualmente con chicos "feminizados" pues la virginidad de las chicas era un bien intocable. Asi ocurrió en Persia,  Al Andalus o en el Imperio Otomano.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada